Somos ilios

Nosotros

Usamos UX, diseño de servicios y user research para convertir los productos de la modernidad en mejores compañeros de las personas.

Diseñamos proyectos corteses en el uso, humanos en escala, infundidos de propósito, mejores para los usuarios y mejores para negocio.

Adelante, acomódate. Te contamos quiénes somos y qué hacemos.

Tomamos productos, servicios y procesos modernos y los convertimos en mejores compañeros de los seres humanos

Humanizando la modernidad

Nuestro lema

La modernidad trae grandes transformaciones: tecnologías complejas, sociedades masificadas, fragmentación de las relaciones y otros cambios que a menudo se van dejando a los seres humanos por el camino.

Entendemos el diseño centrado en las personas como un bálsamo imprescindible contra las fricciones de la modernidad, lo aplicamos a todo lo que diseñamos: de píxeles a espacios, de servicios a narrativas, de comedores de colegio a museos, de banca a asociaciones de artesanos.

“Entendemos el diseño centrado en el usuario como un bálsamo imprescindible contra las fricciones de la modernidad”

Soluciones humanistas a problemas complejos

Nuestra fórmula

Llevamos décadas observando cómo las personas interactúan con su entorno, la tecnología, productos y servicios, y diseñando formas de mejorar sus experiencias.

Nuestro abordaje no es sólo para los clientes. Hemos aplicado los mismos principios para fundar e invertir en startups, para construir la escuela de diseño a la que nos hubiera gustado ir, y para rediseñar nuestra propia compañía hasta convertirla en algo que en vez de quitarnos libertad, nos la entrega.

Tomando de nuestra propia medicina hemos acabado trabajando en lo que nos gusta, como nos gusta, y con quien nos gusta; pensamos que es algo que se nota en los resultados.

“Diseñamos proyectos que son humanos en escala, agradables de usar y de tener alrededor”

Un nuevo tipo de empresa

Un super equipo, sin un super entrenador

Llevamos 8 años destilando un modelo que no es ni una empresa ni una cooperativa, pero tiene elementos de los dos.

Queríamos saber qué ocurriría si hiciéramos un equipo sólo con la gente con la que nos gusta trabajar, la gente que valoramos, la gente cuyo trabajo admiramos.

Una vez juntamos ese súper equipo descubrimos que podíamos prescindir de todo lo demás: el jefe, la oficina, el personal de administración, el alquiler, la estructura legal, los contratos…

Parecemos una agencia de diseño, pero somos algo mucho más flexible, más ligero y más bonito. Somos un acuerdo diseñado desde la confianza, el respeto y la libertad. Con esos ingredientes creamos la compañía donde nos gustaría trabajar. Suena a utopía, pero es real, y nos funciona muy bien.

“Queríamos saber qué ocurriría si hiciéramos un equipo sólo con la gente con la que nos gusta trabajar, la gente que valoramos, la gente cuyo trabajo admiramos